Music

Recuerden que existe LOS DERECHOS DE AUTOR

.

Si me
quieres ver muy, muy feliz, solo lo que tienes que
hacer es comentar...
Gracias!!


NO COPIES, NO COPIES... SON MIS PENSAMIENTOS Y SOLO PUEDES DELEITARTE CON ELLOS...

CON AMOR EVELYN LÓPEZ





lunes, 13 de diciembre de 2010

15° Parte De La dulce Roscelyn

Solo es mi opinión.



15° Parte De La dulce Roscelyn

- Dios te pido fortaleza para seguir mi camino, te pido valentía para afrontar todo los obstáculos que me obsequies, te pido con todo el corazón, que no me lo regreses- Una lagrima cayó- Amén.
La pequeña se sumergió en un tremendo paraíso con sus pequeñas inquietudes, cayó la noche, de pronto…
- General, General
- Dime Teodoro
- Han venido los guerreros, señor.
- Entonces que comience el entrenamiento.
- Sí señor.
Un hombre con carácter, ímpetu, valiente, grueso, pero galante, y muy decidido, casi como todo hombre, aunque muy pocos son tan valiosos como él, pero él tenía algo, algo que lo hacía importante, este señor era EL GENERAL. Caballero que combatía por su patria por todos los que querían conquistar las riquezas, este gran Superior era especial para La monarquía de dicha nación. Tras grandes batallas y grandes victorias, hubo una donde tengo que hacer mucha importancia.
Pelearon con bandidos de una tierra vecina, en esa batalla, EL GENERAL, peleó con toda su fuerza y amor por su país, su espada mataba hombres sin valores, su grito de lucha y de apoyo para sus demás combatientes, hizo que ganaran esa gran conquista. Al conquistar ese lugar prometido hubo una gran diferencia  que hizo a esta batalla la única más importante de su vida, en esa cruzada encontró el amor.
Al ganar esa batalla, de recompensa, le dieron a todo su clan, la esfera prometida, pero a él le dieron 15 mujeres más bellas de esa zona, estaban encerradas en una gran reja con barrotes de oro, también le regalaban la rejilla, entre esas chicas, todas tenían de 20 años a 30 años, todas en edad productiva, pero para mencionar a algunas, la mitad de esas mujeres eran de servicio sexual para el pueblo, un cuarto se dedicaban al campo, y las demás eran chicas de otra región, en este grupo, estaba ella, en esa cárcel de oro, todas paradas.
Ella era la única que estaba sentada, escribiendo con tinta un pergamino, su cabello era negro como la noche, su piel blanca como la luna, una figura más maravillosa que la misma guitarra, llevaba un vestido de seda color turquesa, EL GENERAL, fijó muy intensamente la mirada en ella, se acercó a la celda, y todas las señoritas se alejaron de ella, esa criatura al verlo tan cerca de ella, se paró encrespada, enrolló el pergamino y lo aventó fuera, una agila lo atrapo y salió volando al horizonte, ella lo miro, ÉL, se asombró, sus ojos de la chica eran azules…
- ¿Cómo te llamas?
- Dígame su nombre primero
- Yo pregunté primero
- Y yo después
Todos en el campo de batalla se empezaron a reír entre dientes, EL GENERAL volteó y todos guardaron silencio velozmente.
- ¡Se llama…!- dijo una de las que estaban en el montón, EL GENERAL LA IGNORO.
- ¡Margarita!- dijo la chica hermosa, dirigiéndole la palabra a él.
- Te llamas Margarita, que nombre para una mujer tan bella- hizo un seño de sarcasmo.
- Y también me llamo Margarita, pero Margarita tentación- dijo la metiche, él la volvió a rebuznar
- ¿No me vas a decir tú nombre?
- Usted no me ha dicho el de vosotros- Nunca en su vida del GENERAL se había asombrado tanto de una plática con una mujer. EL GENERAL agradeció por el regalo, y preguntó si lo podía compartir con sus más finos aliados, la respuesta fue positiva.
- Excepto, tengo una petición, señores
- ¿Cuál es su excelencia?
- Solo quiero 14 mujeres.
- ¿Y cuál quiere devolver?
-  A la entrometida que se metió cuando platicaba con una estrella- La doncella bella, se sonrojo un poco pero estaba muy seria, sacaron a la chismosa, del enrejado y luego se la entregaron al escudero del GENERAL. Él volvió a dar las gracias, y todos embarcaron para sus hogares, pero antes de que lo contrario se fuera:
- Señores, me pueden decir el nombre de la chica
- Señor, usted la tiene para descubrirlo- y se fueron
Ya en el barco, hablo con su escudero en la sala de batallas:
- Quiero que repartas a 13 damas con 13 hombres, aquí tienes la lista.
- Señor son 14 - Exacto, la doncella que yo deseo, y me enamorado de ella, es la de vestido turquesa, hable con ella, ponla a mi disposición inmediatamente.
- Ah usted quiere la respondona
- Si ella, la que no me dijo su nombre.
- No hay problema señor, ahorita se la traigo.
- Tranquilo, Teodoro, solo que venga a cenar conmigo, esta noche- le hizo un guiño y Teodoro salió.


Continuará… Ya me siento mejor.

El amor no es fantasía, el amor es poesía y es por eso que te digo que yo te amaría, aunque tú no me quieras.

Quisiera ser mariposa con alitas de algodón, para entrar en tu pecho y robarte el corazón.

Si quieres saber cuanto te quiero cuenta las estrellas del cielo...

2 comentarios:

Towanda dijo...

¡Qué bonito Evy!. Aquí te has superado en todo. Me ha gustado muuuuchísimo. Solo un pero, el final, cuando díces:
"...eso que te digo que yo te amaría, aunque tú no me quieras..."

Ahí no te puedo dar la razón porque si alguien no te quiere de veras, ese alguien, NO MERECE TU AMOR.

Muchos besos preciosa.

Evy LO dijo...

Eso si lo se, es una de esas frases de el Internet, que tiene mucho Sentido para la critica y por eso me gusto jaja, si lo se tienes razón, gracias por escribirme, significa mucho para mí.

Con amor EvY♥